25Octubre2014

Las mujeres son más infieles que los hombres, según estudio.

Cuando se trata de jugar fuera de casa, las mujeres tienden a acumular más amantes que los hombres, de acuerdo a los adúlteros que se confesaron.

La investigación sobre el comportamiento de 4.000 adúlteros, afirma que las mujeres son más promiscuas, con una media de 2,3 amantes secretos, en comparación a los 1,8 amantes para los hombres.

La encuesta realizada en el Reino Unido en el 2012, encontró que una vez que las mujeres deciden engañar, están mucho más propensas a jugar en el campo en busca del amor.

Mientras que los hombres afirman estar en la búsqueda de la excitación sexual, salir del aburrimiento de sus matrimonios y la necesidad de un alza del ego, como las principales razones para engañar, las mujeres dicen estar buscando la satisfacción emocional, una mejora de su autoestima y el romance.

Las mujeres adúlteras también son mucho más propensas a caer enamoradas de sus amantes ilícitos que sus equivalentes masculinos.

Emily Pope de Undercover Lovers, un sitio de citas para personas casadas que buscan aventuras con unos 600.000 miembros, dijo que los resultados de la encuesta ponen en tela de juicio la opinión generalizada de que los hombres son más adúlteros que las mujeres.

"Una vez que han tomado la enorme decisión de tener una aventura, las mujeres tienen muchas más oportunidades de encontrar a alguien para engañar, y por lo general están en el control de decidir cuándo consumir la relación sexual" dijo.

La encuesta también encontró que las mujeres tienden a ser los primeros en tener picazón en los pies en el matrimonio.

Mientras que los hombres infieles no tienen su primera aventura hasta después de casi seis años de vida conyugal, las mujeres la tienen tan sólo cinco años después de intercambiar los votos. También suelen ser más jóvenes que los hombres, las mujeres adúlteras empiezan a partir de los 37 años, frente a los 42 años para los hombres.

Emily agregó: "Más y más investigaciones neurológicas revelan que el cerebro de los hombres y de las mujeres están programados de forma diferente cuando se trata de relaciones. Los resultados de nuestro estudio así lo demuestran, con nuestras adúlteras, aparentemente buscando algo mucho más emocional que sus compañeros."

Ambos sexos coinciden en que la monogamia es un estado antinatural para los seres humanos, a pesar de que el 76% de las mujeres y el 67% de los hombres dicen seguir amando al cónyuge que están engañando, y más del 80 por ciento de ambos sexos, tienen intenciones de permanecer casados.

Sin embargo, la investigación también encontró que muchos adúlteros son hipócritas.

Más del 40 por ciento de las mujeres y casi el 30 por ciento de los hombres pedirían el divorcio si descubrían que su cónyuge estaba teniendo una aventura.