22Diciembre2014

Eduardo Aliverti: "El periodismo que se vende como objetivo es una estafa"

El periodista Eduardo Aliverti aseguró que "el periodismo que se vende como objetivo es una estafa", y dejó en claro que "no es novedad la protección periodística" de la que goza Mauricio Macri de parte de los "órganos ya no tan hegemónicos".

 

En ese marco, señaló que algunos medios "hicieron una comedia imperdible" con temas como los controles aduaneros a la importación de libros y el traspaso del subte de la Nación a la ciudad de Buenos Aires.

Aliverti, en la columna de opinión de su programa radial que se emite por Radio La Red, se refirió así al tratamiento que algunos medios hicieron acerca de un presunto cierre de importación y el traspaso del subte, asegurando que "no es novedad la protección periodística de que goza" el jefe de gobierno porteño.

Con respecto al tema subte y la negativa de Macri a hacerse cargo del servicio, sostuvo que "hay que dejarse el espacio para la indignación, sino sorpresa, para ver el trato dado por la Legislatura al intento macrista de recibir el subte únicamente con obras y subsidios".

En ese sentido, agregó que "el oficialismo porteño terminó apoyando dos pronunciamientos testimoniales de las huestes de Solanas: uno adhiere al traspaso con recursos y el otro expresa con agrado que el gobierno de la ciudad retorne la tarifa del subte al antes del tarifazo de Macri".

Por otro lado, al referirse al control de la importación de libros, señaló que "Clarín tituló que había un bloqueo aduanero total a los textos impresos en el extranjero", aunque "el desarrollo de la noticia fue remitido con exclusividad a la página 39, en cuya nota no hay una sola mención de fuente propia con nombre y apellido".

Respecto a las fuentes utilizadas por Clarín, exceptuó "dos que al cabo mueven a risa porque, justamente, contradicen el sentido que el diario da a la información".

Al retomar el tema transporte y el tratamiento mediático, el periodista reflexionó que "con iguales pretensiones, la propuesta presidencial de compartir con la Ciudad el subsidio a los colectivos durante un año, obtuvo de título de 'Cristina deja a los colectivos sin subsidio´".

Aliverti dijo que "se volvió a ensalzar las enseñanzas de Kirchner", dado que "resulta que, para nuestro periodismo independiente, el tipo a quien intentaron pulverizar porque era un desencajado, un desquicio anímico, un rencoroso generacional, un travestido ideológico, es ahora la quintaesencia del político que sabía negociar, el moderado".

En ese marco, ironizó: "¡Qué falta que hace Kirchner!, se lee y escucha hoy en la bocas de lobo de las usinas periodísticas del bando opositor...", y remató enfatizando: "No tienen vergüenza".

Más adelante, Aliverti subrayó que el caso de los controles oficiales en la importación de libros fue otro episodio que dio lugar a una "manipulación sublime".

Para graficarlo, comparó los argumentos esgrimidos por Clarín con el diario Página 12, señalando que en éste último el artículo firmado por Javier Leucovich "abundaba en fuentes abiertas, allí donde Clarín consigue solamente off the record" "Que un diario tenga simpatía con el oficialismo y el otro esté en guerra declarada, no guarda relación alguna con la calidad profesional respecto de las fuentes empleadas y el uso de potenciales", señaló.

Por otro lado, se pregunto: "¿Tanto les hace falta inventar o manipular de esta manera?, y agregó que "tomar noticias a partir del procedimiento mediático que sufren, no debería ser un ejercicio habitual, aunque continúa siendo imprescindible porque es a partir de allí como se entienden mejor las noticias propiamente dichas".

Según Aliverti destacó "lo que está ocurriendo en el periodismo argentino", por la "realidad indesmentible de que algunas corporaciones de prensa y aledaños ocupan el sitio de la oposición partidaria, parlamentaria, institucional, es que aumentan los ilícitos. No digamos legitimidad".

Ya en el cierre de su columna, Aliverti concluyó en que "de por sí, vender como existente de la objetividad es una estafa. Si además pretende revestírsela de independencia analítica en medio de una guerra de intereses como se vio pocas veces o ninguna, estamos frente a un fraude escandaloso".